f

menu

sábado, 28 de mayo de 2011

LA DESBANDÁ

Cuando éramos pequeños, mi madre nos contaba como un día  su madre hizo un hatillo y salió con sus hijos, ella entre ellos, a la carretera de la costa dirección Almería, en medio de un tumulto de gente y una situación de caos provocado por la guerra. Siendo en este camino el blanco de los barcos de guerra apostados cerca de la costa y de aviación militar. Un viaje épico no solo hasta Almería, sino hasta Valencia.
Cuando nos contaba estas historias, nos parecían cuentos, no teníamos conciencia de lo que era una guerra, ni menos hacer un viaje tan largo a pie, teniendo que utilizar el ingenio y la picaresca para alimentar y cuidar a hijos pequeños en una situación tan convulsa.
La mayoría seguimos sin tener conciencia de la guerra, pero de lo demás sí que tenemos un poco cogida la medida, dándonos cuenta de la dimensión de la gesta realizada por nuestra abuela.
El libro sitúa parte de la historia en el barrio de la Goleta-Huerto de los Claveles, mi familia vivía en la Trinidad, solo los separaba el Rio Guadalmedina, por ese motivo su lectura me ha conmovido más si cabe, me estuvo recordado continuamente las historias contadas por mi madre.
A los que conocemos Málaga, nos será fácil situar calles y barrios, nos será más fácil evocar las situaciones relatadas en el libro.

SINOPSIS:




En una época de tumultuoso recuerdo, un niño lucha por la supervivencia de su familia mientras España se hunde en la violencia de la Guerra En el verano de 1935, un niño de once años llamado Mani lucha por sobrevivir en una Málaga empobrecida y castigada. Los cuatro hermanos mayores de Mani están tan divididos por sus ideas políticas como la propia España. Paco pertenece al Partido Comunista, Antonio -el anarquista- está en continuo conflicto tanto con Paco como con Ricardo, un beato preocupado por la salvación de la familia, y Miguel sólo está pendiente de sus conquistas amorosas. Mientras para Mani, que parece el único con sentido común pese a su corta edad, la mayor preocupación consiste en conseguir el dinero que ayude en el sustento familiar aunque el clima político se ha ido calentando en el último año, la República camina por la cuerda floja y su familia parece estar en el centro del huracán. En La Desbandá, Melero consigue recrear con fidelidad y sentimiento el ambiente de Málaga en los años anteriores a la Guerra Civil, y culmina su narración con un episodio de la Historia española muy poco conocido pero sorprendente por la crueldad y ensañamiento de los ejecutores: el bombardeo de la Luftwaffe sobre el pueblo malagueño.