f

menu

martes, 29 de enero de 2013

FLORA DE MÁLAGA-Helichrysum stoechas


 
Nombre científico : Helichrysum stoechas
Nombre común : Perpetua, Sol de oro, Siempreviva amarilla, Siempreviva de monte, Tomillo yesquero, manzanilla bastarda.

La perpetua amarilla es una hierba o pequeña mata perenne, ramosa, de tallos no muy altos, erguidos o tumbados y hojas muy angostas y blanquecinas. Es una especie que cuenta con variedades que pueden llevar a confusión si no se conocen bien.

Se cría en los collados y laderas de todo tipo de terrenos. La perpetua florece a finales de la primavera y prolonga su floración durante gran parte del verano.
Desde siempre se le han reconocido sus virtudes para combatir catarros y demás molestias relacionadas. Es pectoral, febrífugo, antitusígeno, antiséptico y antiinflamatorio. Todas estas acciones las ejerce de una manera bastante suave, destacando entre ellas su poder contra los accesos de tos.

En algunas zonas se preparan infusiones a base de esta y otras plantas, que gozan de mucha popularidad, estas tisanas preparadas a base de hierbas ejercen una acción muy suave.
 
El Dr. Font Quer, explica: "La perpetua silvestre, con olor agradable en poca planta, pesado siendo intenso, y sabor amargo, se ha reputado pectoral y febrífuga; usada en Cataluña, siendo digna de estudio por estar dotada de bastante acción fisiológica”.
En cuanto a su historia nos comenta:


Dioscórides trata del elichryso en el capítulo 58 del Libro IV, y lo hace en los siguientes términos:
El elichryso, llamado de unos chrysanthemon y amaranton de otros, es una cierta planta con la cual suelen coronarse los ídolos. Produce un talluelo de un color verde blanco, derecho y macizo, por el cual, de trecho en trecho, echa unas hojas angostas y semejantes a las del abrótano. Tiene en lo alto del tallo una copa redonda y de color de oro, a manera de chapelete y como amasada de granos secos. Su raíz es delgada. Nace en los arroyos y en escabrosos lugares. Su copa, bebida con vino es útil contra la dificultad de la orina, contra las mordeduras de las serpientes contra la sciática y contra las rupturas de nervios.


 
De más desto, provoca el menstruo. Bebida con clarea, resuelve la sangre cuajada en el vientre y en la vejiga. Dados a beber en ayunas tres óbolos della con vino blanco y agudo, reprimen el catarro. Envuélvese con las vestiduras para que las defienda de la polilla."