f

menu

jueves, 29 de marzo de 2012

LO IMPORTANTE

La anécdota la oí en la radio hace tiempo. Un  importante congresista asistía a un debate en el Parlamento sobre las ayudas a viudas y huérfanos. Los políticos discutían acaloradamente y el congresista permanecía en su asiento con cara de aburrirse. Alguien lo vio y –enfadado-  le comentó: - “Parece que no le interesa este asunto, ¿cómo  piensa usted ayudar a las viudas?”, a lo que el congresista respondió: “-Yo ya me he casado con tres”.

 Me estoy  refiriendo a la honestidad con uno mismo, cuando sabemos distinguir lo que  es verdaderamente importante en la vida, de otros elementos, que son  accesorios  y sin mayor trascendencia (modas, roles, etc.)

“CASABLANCA” (Michael Curtiz), el personaje de Víctor Laszlo (Paul Henreid) nos ofrece un prototipo de honestidad hacia unos ideales. Está profundamente enamorado de su esposa (Ingrid Bergman), pero antepone su misión como líder de la resistencia a todo lo demás. En el transcurso de la película nunca se manifiesta en este sentido pero lo demuestra en cada gesto, en cada acto. Cuando ha tratado sin éxito de conseguir que Ricks (Humphrey Bogart) le ceda los pasaportes, entra en el bar y observa que los nazis están cantando lo que se supone que es su himno. De inmediato ordena a la orquesta: “-Toquen La Marsellesa”, y entonando la canción consigue que los demás personajes, que oían asustados a los alemanes,  se unan al canto, haciéndolos callar. Un primer plano del rostro de Ilsa nos hace comprender la admiración que profesa a su marido, incluso Rick lo comprenderá al final, dejando que su amada  se vaya de su lado, junto a su marido.

“EL PUENTE SOBRE EL RIO KWAI” (David Lean). Historia ambientada en la 2ª Guerra Mundial. Un grupo de prisioneros de guerra norteamericanos llega a un campo de concentración japonés. El comandante nipón necesita construir un puente que permitirá el paso de un tren de vital importancia para el desarrollo de la contienda. Los prisioneros son los encargados de construirlo, a cambio conseguirán importantes mejoras en sus condiciones de vida en el campo de concentración. El comandante americano (Alec Guinness) se obsesiona en la perfección del puente, olvidando que la obligación principal de todo soldado es la de vencer al enemigo. La obsesión se transforma en locura, llegando casi a descubrir y delatar a sus compañeros, que han preparado el sabotaje del puente.

“SEIS DESTINOS” (Julien Duvivier). Un traje de hombre  sirve de pretexto para contarnos seis historias diferentes. En una de ellas el protagonista es un genial director de orquesta (Charles Laugthon). El personaje se nos retrata al mismo tiempo despistado. En la que va a ser su gran oportunidad para dirigir un concierto se ha vestido con el traje sin percatarse que está completamente descosido por la espalda. La escena nos presenta el teatro lleno a rebosar, la orquesta preparada y el director haciendo su aparición saludando al público. Cuando se gira para empezar a dirigir, los espectadores observan la chaqueta rota de arriba abajo. Bajo su magistral batuta la orquesta interpreta la pieza a la perfección. Pero el público solo está pendiente de su chaqueta y comienza a reir. El director mira extrañado, la orquesta sigue tocando pero el alboroto es cada vez mayor. Entre los espectadores se encuentra un director consagrado, de fama mundial, que reconoce y disfruta lo que está oyendo, molesto con el público. De pronto, a la vista de todos, se levanta, se quita su chaqueta y –doblándola- la cuelga de la butaca. Los demás no tienen otro remedio que hacer lo mismo y en un instante los espectadores –todos- han quedado en mangas de camisa, en silencio, oyendo y admirando un trabajo realmente bien hecho.

Felicidades prima. He visto en la página web las fotos. Sé que el acto de presentación te resultaría  bonito, entrañable……. Como muy bien dices, los que no te acompañamos en persona lo hicimos con el corazón (estoy seguro que hablo en nombre de todos).

Pero –que conste- escribir un libro (el segundo ya) es algo verdaderamente importante en la vida.

Enhorabuena y ánimo.

                                                                                                                                                                                       Alfonso Lozano